Vida, sueños y realidad

Somos tan pequeños en este gran mundo
sin saber cual es el camino de la vida
exploramos nuevos caminos, quizás suicidas,
quizás no, ¿Quién sabe?

Queremos convertir las piedras en flores,
queremos que un peñón sea un jardín,
queremos que no duelan los golpes,
más de sobra sabemos que la vida no es así.

Estiramos los brazos intentando volar,
sintiendo el aire entre los dedos, sintiendo tranquilidad,
Pero los ensangrentados pies nos adentran en la realidad,
hacen que dejemos de soñar.

¡Maldita e ingrata vida!

Nos cortas las alas
cuando queremos volar,
nos pones al borde de un precipicio
cuando queremos volver a caminar.

¡Bonita y agradable vida!

Pues nos das momentos inolvidables,
sacas nuestras mejores sensaciones.
Y es que la vida es un vaivén
tanto de cosas terribles como increíbles.

11159521_10206494463660476_5488904954283483135_n

Anuncios

No me ates, vuela conmigo

Nunca dejes que una persona te cambie, nunca dejes que te digan lo que tienes que hacer, nunca dejes que te digan tus límites. Porque puede que poco a poco dejes de ser tu, puede que creas entrar en el paraíso y realmente estés entrando en una jaula con un decorado llamativo. Y algún día te darás cuenta que entraste en una jaula sin quererlo, te sentirás atado hasta que no vuelvas a ser tu realmente.

fenixPor eso, sé tu mismo, haz lo que te plazca, pasatelo bien, valora a tu gente, ríe, llora, grita, salta, corre, siéntete libre, VUELA. Y es que no hay sensación más liberadora que el volver a ser tu, el desenterrar tus alas y volver a lucirlas, sentir el viento de la vida golpeándote en la cara, porque la vida está para ser libre, para volar. Por eso, no me ates, vuela conmigo.